Está siendo un ajetreado verano para el actual escolta de los Chicago Bulls, con muchos rumores sobre un posible buyout. Él no ha querido mojarse sobre ello y lo único que ha dicho es que él solo tiene en su cabeza estar en el training camp.

Wade se ha mostrado tranquilo con los rumores que han salido de que  será traspasado, diciendo que es normal que todo el mundo especule, aunque ni mucho menos ha asegurado su continuidad en la franquicia. “Cuando sea el momento adecuado para la franquicia y para mí, hablaremos”,unas palabras que dejan a entender un futuro que aun no está definido y del  que aun, dará mucho que hablar.

El jugador de 35 años añadió que quiere escuchar la postura de los Chicago Bulls,y espera que la franquicia escuche la suya.

Dwyana Wade viene de promediar la pasada temporada 18.3 puntos, 4.5 rebotes y 3.8 asistencias con un 43.4% en el tiro.