(Getty Images).

Malas noticias para Dallas: el escolta Seth Curry sufre una lesión por estrés tibial en su pierna izquierda según anunció el periodista de The New York Times Marc Stein hace un par de días. El comunicado añadía además que no se espera una fecha fija de retorno, lo que eleva la incertidumbre sobre el tiempo de baja del jugador de 27 años. Sin embargo, desde la franquicia de Texas aseguran que  Seth será “revaluado semanalmente” para controlar su tibia izquierda.

Curry, que se presumía como escolta titular en los Mavericks durante esta nueva temporada que empezará en poco más de una semana acompañando a Dennis Smith Jr. en la organización no ha tenido suerte al sufrir una lesión no demasiado común que suele ser típica de los runners que consiste en que poco a poco se producen daños microscópicos en el periostio de la tibia (membrana que recubre el hueso de la tibia) que suponen que el hueso se vuelva más débil y a causa del desgaste agrava en una periostitis tibial que puede acabar derivando en una fractura por estrés.

Este tipo de lesión no supone una experiencia nueva para Curry, quien ya padeció los mismos dolores en su pierna derecha durante su etapa en Duke, hecho que refuerza la teoría de que un mal hábito en su forma de correr le expondría a sufrir esta clase de lesión con más facilidad.

Al recibir esta baja inesperada los Dallas Mavericks, dirigidos por Rick Carlisle, tendrán que replantear su quinteto titular en el que Seth parecía una pieza fija, más aún después de haber elevado su nivel en la temporada 2016/2017. Las opciones que varían Carlisle y sus ayudantes son 2: “subir” una posición a todos los titulares excepto Dennis Smith Jr, que supondría la inclusión de Nerlens Noel al quinteto titular que quedaría de la siguiente forma: Smith Jr- Matthews- Barnes- Nowitzki- Noel.

A priori un quinteto competitivo aunque con las dudas de Matthews como segundo organizador y de Nowitzki como 4 polivalente que se tendría que medir a ala-pívots dinámicos y potentes. Otra opción sería la de sustituir a Curry por un base como Yogi Ferrell o Devin Harris, opción que entraría en el gusto de Carlisle de jugar con dos organizadores naturales.

Aunque los Mavericks tienen un gran problema por solucionar, el mayor revés de esta lesión lo ha recibido el propio protagonista. Seth, el hermano menor del base de los Golden State Warriors Stephen Curry, veía en la temporada 2017/2018 la oportunidad de obtener su primer gran contrato, expectativas que se corresponden con su mejora de prestaciones ofrecidas la temporada pasada, promediando 12,8 puntos, 2,6 rebotes y 2,7 asistencias con unos porcentajes del 48% en tiros de campo, del 43% en triples y del 85% en tiros libres en 29 minutos jugados.