"Heros come and go, but legends are forever" el lema de Lakers para homenajear a Kobe. - Fuente: @NBA

Los Lakers han decidido, tras titubeantes especulaciones, retirar ambos míticos números, los cuáles lució Kobe Bryant durante su estancia en la franquicia, y le dio 5 anillos a los de amarillo. 

DORSAL 8

Fuente: @NBA

Kobe Bryant comenzaba su andadura en la NBA con éste dorsal, el cuál se rumorea que se debe a la suma de los números en su camiseta en el campamento Adidas ABCD para estrellas en ascenso (143).

Kobe rookie no tendría nada que ver con lo que posteriormente ibamos a disfrutar. El momento de mayor auge, su etapa prime llegó de la mano de éste dorsal junto a la dinastía creada por Phil Jackson y Shaquille O’neal y él como comandantes, equipo que conseguiría un 15-1 en PlayOffs y donde veríamos los momentos individuales y colectivos más destacados de la carrera de Black Mamba.

Con el dorsal 8 a sus espaldas Kobe sumó 16.866 puntos, 3.634 rebotes, 3.148 asistencias y 25.239 minutos en 707 partidos disputados. Además, el 8 fue el número con el cuál logró sus famosos 81 puntos en un partido ante Toronto Raptors, marca que la consagra como la segunda mayor anotación de la historia en un partido. 

No todo fueron flores y rosas en su etapa con el 8, la derrota en PlayOffs ante los Phoenix Suns de Mike D’Antoni en la primera ronda del año 2006 supuso un antes y un después. Desde aquel fatidico partido Kobe Bryant lo tuvo claro, llegaba un nuevo comienzo. 

DORSAL 24 

Fuente: @NBA

Un día de abril en 2006, Darren Rovell (ESPN) anunciaba lo que nadie esperaba, Kobe cambiaría de dorsal y utilizaría el ahora tan conocido 24. Número el cuál ya había utilizado en la escuela antes de su llegada a la NBA.

Con éste número ‘Mamba’ consiguió volver a llevar a Los Angeles Lakers a tres finales consecutivas, de las cuáles en dos saldrían victoriosos y en donde encadenaría partidos de ensueño. Cuando te sentabas en el sillón, encendias la televisión y obervabas a éste Kobe veías a un jugador franquicia con un perfecto movimiento de poste instruido previamente por Hakeem Olajuwon, al fade away más preciso y elegante de su carrera, al capitán de un equipo con Pau Gasol como ayudante legítimo. En 10 temporadas logró 10 All-Stars y un único MVP.

Su andadura con éste número iba a estar marcado también por una petición de traspaso pública, aunque terminó arrepintiéndose horas después, por tres temporadas de pésima gestión, por las dichosas lesiones las cuáles le mantuvo apartado largos periodos y en repetidas ocasiones y muchos malos tragos más. Todo ello no impidió que Kobe consiguiera establecerse como uno de los muy pocos jugadores capaces de llegar a los 30.000 puntos en su carrera y como uno de los mayores anotadores de la historia. Con éste dorsal fue capaz de anotar nada más y nada menos que 16.797 puntos,  3.289 rebotes,  3.172 asistencias y 22.418 minutos en 639 partidos disputados y de acercarse a sus números logrados con el antiguo dorsal.

Es el 18 de diciembre el día elegido por Los Ángeles Lakers para retirar los dorsales de uno de los jugadores más grandes que ha dado éste deporte. Kobe Bean Bryant.