Kristaps Porzingis Fuente: New York Post

En el Draft del 2015 en Brooklyn, los Knicks sorprendieron a propios y extraños cuando en el puesto número 4 eligieron a Kristaps Porzingis, en ese momento las críticas no se hicieron esperar, desde analistas hasta ciertos fanáticos rechazaban la escogencia de New York.

Sin embargo rápidamente todo cambio, el de Letonia pasó de ser un desconocido a toda una figura en la NBA, y sobre aquellas dudas que se presentaron al escuchar su nombre, solo quedaría el recuerdo.

Con dos temporadas ya a sus espaldas donde viene de promediar 16,1 puntos, 7,3 rebotes, 1,4 asistencias por partidos, el límite de Kristaps no parece tener fin, y bajo una organización que busca encontrar una dirección, el ala pívot pareciera ser la mejor opción.

Aunque es recurrente escuchar sobre los problemas internos de los Knicks y el cómo en los últimos años han deambulado por toda la liga, esto no ha sido obstáculo para el crecimiento y evolución de Porzingis.

Si bien el letón no ha estado libre de las controversias, también es cierto que ha dejado conocer su parecer en todo momento, y un ejemplo son las más recientes declaraciones al New York Daily News sobre su nuevo rol, ademas del cambio de Carmelo Anthony a los Thunder de Oklahoma City.

En tal sentido expresó “Carmelo ha sido como un mentor para mí”, la muestra de agradecimiento y apoyo a “Melo” resaltan el carácter de un jugador que está llamado a convertirse, en la nueva imagen de la gran manzana.

Kristaps sabe muy bien que posee el potencial para ser la nueva figura de los Knicks y así  también lo hizo destacar “Estoy preparado para este momento”, seguramente los amantes del baloncesto esperan que sea cierto, y que el jugador pueda ser ese factor en el resurgir de uno de los equipos más populares de la liga.

Ahora el abucheado en aquel Draft y aplaudido en sus primeras temporadas, se prepara para su mayor desafío, y es el de convertir en éxito el nuevo proyecto de los del Madison Square Garden.