Carmelo Anthony se une a Westbrook y PG para crear un nuevo Big-Three. Fuente: Youtube

¡Final del culebrón del verano!

Después de más de tres meses escuchando rumores sobre el nuevo destino de Carmelo Anthony, la directiva de los New York Knicks y Oklahoma City Thunder han llegado a un acuerdo, de manera que en OKC podrán presumir de un nuevo Big-Three.

Esta misma tarde Adrian Wojnarowski ha publicado vía Twitter las condiciones que implica realizar dicho traspaso, y es que a cambio de Melo, llegan a New York Enes Kanter, Doug McDermott y una segunda roda del Draft de 2018 de Chicago Bulls, la cual estaba en posesión de los Thunder. Los términos del traspaso ya se saben, pero no será oficial hasta este lunes, cuando ambos equipos lo oficialicen con la propia NBA.

De esta manera dicha operación completa el interés que tenía la directiva de OKC de crear un equipo que sea serio candidato a alzarse con el anillo. Tras la marcha de Kevin Durant el General Manager del conjunto de Oklahoma, Sam Presti, ha estado moviendo hilos para poder devolver al conjunto liderado por Russell Westbrook a competir por el campeonato. Y es que en apenas tres meses Presti ha conseguido a Paul George y a Carmelo Anthony (a cambio de Kanter, McDermott, Oladipo, Sabonis y una segunda ronda de 2018), reuniendo así a tres All-Star en un mismo equipo.

Al llegar a OKC implica que el conjunto de Oklahoma City deberá hacerse cargo del salario de su nuevo alero, lo que causará que el impuesto de lujo a pagar ronde los 28 millones de dólares.
Ahora la pregunta es: ¿será capaz OKC de plantarle cara a los Golden State Warriors?